Los crímenes más atroces y horrorosos de la historia

IMG_2602.JPG

IMG_2601.JPG

El asesinato de Elizabeth Short ‘La Dalia Negra’.

Elizabeth era una joven y bella estadounidense que fue asesinada en enero de 1947 y posteriormente apodada ‘La Dalia Negra’. Tras pasar varios días desaparecida hallaron su cuerpo severamente mutilado y partido por la mitad a la altura de la cintura. Sus pezones fueron amputados, se le hizo la llamada Sonrisa de Glasgow y tenía quemaduras de cigarrillo por todo el cuerpo. Tras la examinación del cadáver se encontró que se le había extirpado el bazo, el hígado y los intestinos. Antes de ser asesinada y descuartizada fue vejada y torturada, además fue obligada a comer excrementos. El autor o autores del cruel crimen no fue localizado. Esta historia inspiró varios libros y películas.

IMG_2603.JPG

El asesinato de Sharon Tate

Fue una actriz y modelo estadounidense asesinada la madrugada del 9 de agosto de 1969 mientras se encontraba en su mansión de California junto con unos amigos. En ese momento, varios miembros de la secta de Charles Manson irrumpieron en su casa y los asesinaron. Tate estaba embarazada de ocho meses del director de cine Roman Polanski y eso no fue motivo para evitar ser apuñalada a sangre fría por Susan Atkins, miembro de ‘La Familia’ de Manson. Tate imploró por la vida de su hijo, a lo que Atkins respondió: “no voy a tener clemencia contigo, zorra”. Sharon Tate no sólo recibió dieciséis puñaladas, sino que su asesina la arrastró con una cuerda por toda la casa, abusó de ella y dejó que muriera desangrada.

IMG_2604.JPG

El asesino de la katana

José Rabadán Pardo, conocido como ‘el asesino de la katana’, fue un joven que el 1 de abril de 2000 mató a golpe de katana a sus padres y a su hermana pequeña con síndrome de Down. José, que en ese momento contaba con 16 años y confesó sentirse admirador del personaje de Travis Touchdown del juego No More Heroes y quería seguir sus pasos. Dos días después del triple asesinato parricida, José fue detenido en la estación de tren de Alicante cuando viajaba a Barcelona para conocer a Sonia, una chica de su edad que había conocido por Internet. El joven fue condenado a seis años de internamiento.

IMG_2605.JPG

El descuartizador de Santomera

Teresa Macanás, de 56 años, vivía en la localidad murciana de Santomera con su hijo, un joven mentalmente enfermo. Ángel Carotenuto sufría una esquizofrenia difícil de controlar, sobre todo cuando no se tomaba la medicación. Teresa había alertado en numerosas ocasiones la dramática situación que vivía en casa, denunció por televisión que había sufrido malos tratos, incluso, Ángel estuvo ingresado en un centro psiquiátrico. Pero la noche del 14 de abril de 2008 Teresa discutió con su hijo después de que este le pidiera dinero, a lo que Teresa se negó. Poco después los vecinos de Santomera presenciaron uno de los espectáculos más traumáticos de sus vidas: Ángel se paseaba por el pueblo con la cabeza de su madre entre sus brazos y mientras la acariciaba y la besaba decía “ahora estás callada.. Cuánto te quiero”. El joven le propinó 24 puñaladas, la degolló y decapitó. En el juicio fue absuelto por enajenación mental aunque fue llevado al mismo centro psiquiátrico donde había estado anteriormente.

IMG_2606.JPG

Sandra Palo

Sandra Palo tenía 22 años cuando desapareció el 17 de mayo de 2003 mientras esperaba el autobús para regresar a su casa, en la localidad madrileña de Madrid. En ese momento los cuatro ocupantes de un coche, de entre 14 y 19 años, la amenazaron con un cuchillo y la obligaron a que se subiera al vehículo. Los cuatro jóvenes decidieron violar a Sandra fuera del coche y en vistas de que Sandra podría reconocerles si denunciaba, la golpearon con un palo en la cabeza y la dejaron inconsciente. Seguidamente la atropellaron hasta en siete ocasiones, pero para asegurarse de que no seguía con vida, los agresores acudieron a una gasolinera, compraron gasolina y prendieron fue a la joven para deshacerse de las pruebas. Los cuatro jóvenes fueron detenidos en junio de ese año y recibieron condena por participar en el asesinato.

IMG_2607.JPG

Crimen de las niñas de Alcàsser

Se conoce así al crimen por el que fueron asesinadas Miriam, Toñi y Desirée, tres niñas de entre 14 y 15 años del municipio valenciano de Alcácer. Las menores desaparecieron la noche del viernes 13 de noviembre de 1992, cuando estaban haciendo autostop para que alguien las llevara a una discoteca de una localidad vecina. Esa misma noche comenzó la búsqueda de las niñas, una búsqueda que tuvo una gran repercusión en España, al igual que el resto del caso. Casi un mes después, dos agricultores encontraron los cadáveres de las niñas. La autopsia señaló que las jóvenes fueron violadas, torturadas y, finalmente, asesinadas. De las dos personas que participaron en el crimen, Miguel Ricart fue condenado a 170 años de prisión (de los cuales cumplió 20 y actualmente se encuentra en libertad) por ser el autor intelectual de los hechos. Por su parte, Antonio Anglés se dio a la fuga y hoy en día es una de las personas más buscadas del mundo por la Interpol.

IMG_2608.PNG

Masacre de la Escuela Primaria de Sandy Hook

El perpetrador de este múltiple crimen fue un joven de 20 años que mató a 28 personas (incluída su madre, Nancy Lanza, y el propio autor). Del total de víctimas 20 eran niños y seis adultos y se trata del peor ataque registrado en Estados Unidos en un centro educativo después de la masacre de Bath School en 1927 y la masacre de Virginia Tech en 2007. Adam Lanza ejecutó el atentado con tres armas, además portaba un chaleco antibalas y un uniforme militar en color negro. Adam se suicidó tras la masacre.

IMG_2609.JPG

Masacre en Utoya en 2011

Según las investigaciones policiales, Anders Behring Breivik, un terrorista de extrema derecha noruego, fue el autor de la colocación de la bomba que explotó en el centro de Oslo el 22 de julio de 2011. Después, se trasladó al islote de Utoya, donde tenía lugar un campamento de verano del AUF que congregaba a 560 jóvenes. Breivik llegó a la isla y comenzó a disparar indiscriminadamente causando la muerte a 77 personas. En agosto de 2012, fue condenado a 21 años de cárcel.

IMG_2610.JPG

El caso de Kitty Genovese

Catherine Susan Genovese tenía 28 años cuando fue violada y asesinada por un desconocido en el barrio neoyorkino de Queens. El caso tuvo una gran repercusión por el pasotismo que mostraron los vecinos que presenciaron a la joven desangrándose. Kitty acababa de salir de trabajar en plena madrugada cuando un individuo se abalanzó sobre ella y la acuchillo en dos ocasiones. Nada más recibir la primera agresión, la joven comenzó a gritar y a pedir socorro, haciendo que el vecindario despertara. Solo un vecino gritó por la ventana: ¡Deje en paz a esa muchacha! En ese momento el agresor, Wiston Moseley, se refugió en un callejón cercano y viendo que nadie socorría a Kitty la violó y le propinó otras dos puñaladas. Después de 35 minutos llegó una ambulancia, donde murió. Este caso provocó un gran revuelo en la sociedad estadounidense. El agresor fue condenado a 20 años de prisión.

Link

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s